jueves, 24 de febrero de 2011

1º Bach - Nombres propios romanos

Al inicio del período mitológico romano, las personas se identificaban por un nombre, como Rómulo y Remo, pero en el principio de la República ya se contaba con un nomen y un praenomen.
Luego se añadía la filiación, es decir, se decía el padre y abuelo de la persona mediante la abreviación del praenomen y la abreviación de la filiación (F por filius, etc) En algunos casos se llegaba hasta el abuelo, abreviándose nepos como N; en caso de tener que aludir al bisabuelo se incluiría la abreviatura de su praenomen más PR de pronepos. Así, Julio César se escribía: Gaius Julius Caesar C. F. C. N., es decir, Gayo Julio César hijo de Gayo, nieto de Gayo. C. POMPEIVS L.F. PAP. PRISCVS se leía como Caius Pompeius Lucii filius Papiria Priscus…
Los términos para expresar la filiación eran:
F. = Filius (-a);
LIB. = Libertus (-a);
CON. = Coniux;
N. = Nepos;
SER.= Servus (-a)

Con el tiempo los ciudadanos de Roma, es decir, los hombres libres, toman generalmente tres palabras para su identificación: praenomen, nomen, cognomen, y puede haber una cuarta, el agnomen, por ejemplo: Publius Cornelius Scipio Africanus. Estos tres nombres son los tria nomina, siguiendo un sistema que se usaba desde época etrusca y que mantuvieron los patricios, extendiéndose después a los plebeyos.
-los praenomina son siempre los mismos y se expresan con abreviatura cuando van seguidos del nomen. Era tradicional dar a los varones el praenomen de un antepasado o alguno que tuviera algunas connotaciones sobre su nacimiento. Por ejemplo Lucius significa « que nace al alba » y deriva de lux, lucis (« luz»).


-los nomina suelen indicar la gens, una especie de clan, y pasa de padres a hijos como nombre de familia; se han documentado cientos como Cornelius, Tullius, Domitius, Claudius… La gens no es lo mismo que la tribu, de las que había 35 en Roma, y que no se incluía en el nombre.
-los cognomina son primero personales, pero poco a poco van usándose para referirse a particularidades de una familia dentro de una misma gens, o rasgos del individuo, como si fueran apodos que pueden hacer referencia a alguna cualidad familiar, a un defecto físico … La rama paterna de Néron era apodada Ahenobarbus, que significa « con la barba de bronce » (es decir pelirrojo). Se podía cambiar de cognomen a lo largo de la vida, y se podían añadir sin límite. Originalmente, el conocido como Augusto se llamaba Caius Octavius, pero tras ser aoptado por Julio César, se convirtió en Caius Iulius Caesar Octavianus, y tras su acceso al principado, tomó un tercer cognomen, augustus, de forma que su nombre completo era Caius Iulius Caesar Octavianus Augustus.

-los agnomina tienen carácter honorífico o adoptivo. Por ejemplo, un general vencedor recevía un nombre suplementario: Escipion el Africano, el emperador Claude el Gótico, Germanicus,… Además, cada emperador, tras acceder al trono, añadía César o Augusto como cognomen, costumbre que terminó por convertir estos cognomina en títulos sinónimos de los emperadores.
También se podía añadir, en genitivo, el nombre del paterfamilias.

Existían 18 praenomina:

A Aulus
Ap Appius
C Gaius / Caius
Cn Gnaeus
D Decimus
K Kaeso, -onis
L Lucius
M Marcus
M’ Manius
Ma Mamercus
N Numerius
P Publius
Q Quintus
S/ Sp Spurius
Ser Servius
Sex Sextus
T Titus
Ti Tiberius

Se declinan todos por la segunda, excepto Kaeso, -onis.


A veces podían repetirse, como por ejemplo en el caso de los emperadores Tiberio, Claudio y Nerón, que se llamaban los tres Tiberius Claudius Nero.

Las mujeres, cuyo nombre solo se escribia en la tumba y en obras literarias o historicas, al principio no tenían nomen, y se denominaban filia + nombre del padre (en genitivo) o coniux + nombre del marido, por ejemplo Julia Caesaris. Eso hizo que, para diferenciarlas, se ponía (a modo de cognomen) el ordinal correspondiente al orden de nacimiento: Julia Maior, Julia Minor, o, si había más de dos hijas Tertia, Sexta… Sólo al final de la República se les da nombre, a veces simplemente con la forma femenina del nombre la gens del padre: Cornelia es la hija de Cornelio, Livia Drusilla, hija de Marcus Livius Drusus y heredó el nomen y el cognomen pero en su versión femenina. Algunos nombres femeninos conocidos son:

Aconia Paulina
Aelia Domitia Paulina, Aelia Flacilla, Aelia Paetina
Aemilia Lepida
Agrippina
Alfidia
Alypia
Ancharia
Annia Aurelia Faustina, Annia Faustina, Annia Fundania Faustina, Annia Galeria Aurelia Faustina, Annia Lucilla
Antistia
Antonia
Aquilia Severa
Arrecina Tertulla
Arria, Arria Fadilla
Atia
Aurelia
Baebiana
Bruttia Crispina
Caecilia Attica, Caecilia Metella, Caecilia Paulina
Caesonia
Claudia, Claudia Antonia, Claudia Pulchra, Claudia Varenilla, Clodia
Cornelia, Cornelia Supera
Crispina
Didia Clara
Domitia, Domitia Longina, Domitia Lucilla, Domitia Paulina, Domitilla
Drusilla
Dryantilla
Euphemia
Eutropia
Fabia
Faltonia Betitia Proba
Fannia
Fausta
Faustina
Flavia Domitilla
Fulvia
Galeria Valeria
Galla, Galla Placidia
Gnaea Seia Herennia Sallustia Barbia Orbiana
Gratidia
Helena
Helvia
Herennia Etruscilla
Honoria
Hostia
Ira
Julia, Julia Aquila Severa, Julia Domna, Julia Livilla, Julia Paula, * Junia Calvina
Justina
Leontia
Lepida
Licinia
Livia, Livia Drusilla, Livia Julia, Livia Ocellina, Livia Orestilla
Livilla, Livilla Claudia
Lollia Paulina
Lucilla
Maecia Faustina
Magia
Magna Urbica
Manlia Scantilla
Marcella
Marcia, Marcia Furnilla
Marciana
Mariniara
Matidia
Messalina
Minervina
Mucia
Mummia Achaica
Munatia Plancina
Numeria
Octavia
Orbiana
Otacilia Severa
Paccia Marciana
Papianilla
Papiria
Paulina
Placidia
Plautia Urgulanilla
Plautilla
Plotina
Pompeia
Pompeia Plotina
Popillia
Poppaea, Poppaea Sabina
Porcia
Prisca
Pulcheria
Sabina
Salonina, Salonina Matidia
Sempronia
Servilia
Severa
Severina
Statilia Messalina
Sulpicia
Terentia
Titiana
Tranquillina
Tullia
Turia
Ulpia, Ulpia Marciana
Urgulania
Urgunalla
Valeria Messalina
Verina
Vibia Matina, Vibia Sabina
Violentilla
Vipsania, Vipsania Agrippina
Vistilia
Los esclavos llevaban un nombre con el sufijo –por, reducción de puer, o la palabra servus (en la lápida, a veces, se ponía sólo una “s” para economizar piedra y el trabajo del grabador.

Los manumitidos o liberados tomaban el nomen de su dueño, escogían un praenomen, y guardaban su nombre de origen para el cognomen.

Igualmente, en el caso de las adopciones, los adoptados cambiaban su nomen y cognomen por el del adoptante, y añadían un segundo cognomen en -anus con el que se aludía a su gens de origen. Mamercus Aemilius Lepidus Livianus fue llamado Livio al nacer, pero fue adoptado por Aemilius Lepidus.

Las personas que recibían la ciudadanía romana tomaban el nomen de quien había favorecido su naturalización, seguido de su antiguo nombre, como Flavio Josepho, qui había alcanzo la ciudadanía gracias a Flavio Vespasiano.

NOTACIÓN DEL NOMBRE DE AUGUSTO:

-NACIMIENTO DE AUGUSTO (63.a.C.):

C·OCTAVIVS·C·F·

Gaius Octavius Gaii Filius (Gayo de la gens Octavia, hijo de Gayo)

-ADOPCIÓN POR JULIO CÉSAR (44.a.C)

C·IVLIVS·C·F·CÉSAR·OCTAVIANVS

Gaius Iulius Gaii filius Caesar Octauianus, (Gayo César de la gens Julia, hijo de Gayo, originalmente de la gens Octavia.)

-DEIFICACIÓN DE JULIO CÉSAR (42 a.C)

C·IVLIVS·DIVI·F·CÉSAR·OCTAVIANVS

Gaius Iulius Diui Filius César Octauianus (Gayo César de la gens Julia, hijo del deificado, originalmente de la gens Octavia.)

[de Elena Gallardo Paúls]