jueves, 8 de marzo de 2012

Un "memory" con los latinismos

Todos hemos jugado de pequeños al "memory", ese juego que ejercita la memoria visual localizando parejas de cartas. Las posibilidades que tiene este juego aplicado a la educación son muchísimas y quería compartir cómo lo hemos usado en clase para trabajar los latinismos.

Una opción es organizarlo como un "memory" tradicional, es decir, elaborar unas tarjetas con las expresiones latinas y sus significados e imprimir las primeras de un color y las segundas de otro. Esas tarjetas se reparten cada dos alumnos que juegan uno contra otro, ganando el que más parejas consiga. En Castilla La Mancha trabajamos con cien latinismos de cara a la PAEG, pero el número ideal para jugar es de quince a veinte expresiones. Un número mayor hace que la actividad pierda dinamismo. Es una forma amena de acabar una clase, basta con reservarle los últimos diez minutos.




Memory Latinismos

Hoy he variado el juego con los de primero de Bachillerato. Cada uno ha recibido dieciséis expresiones latinas en tarjetas azules (las mismas) pero no han recibido los significados en castellano, porque han de buscarlos por el centro. Están escritos sobre unas tarjetas amarillas y "escondidos" en las partes de libre acceso como el vestíbulo, el porche o la cafetería. Las conserjes también saben algo. Sólo hay una tarjeta amarilla por cada cuatro azules, así que el que más parejas (correctas) consiga, gana. Sobre el premio sólo puedo decir que es muy clásico...